Viagens Machu Picchu

Qenqo

Qenqo

Cusco, la capital del imperio Inca, fue en su momento una de las ciudades más importantes de América del Sur. Alrededor de ella encontramos decenas de templos, centros administrativos y palacios incas, huella de su antiguo esplendor. Pero pocos lugares de culto eran tan sagrados como Qenqo dentro de la cultura Inca.

En este sitio arqueológico, situado a las afueras de Cusco, se rendía culto al sol, la luna, las estrellas y a la Pachamama, la madre tierra. Este templo inca está esculpido a partir de una formación rocosa natural. Los incas tallaron esta formación rocosa hasta convertirla en un templo con una gran influencia religiosa en el pueblo. 

La importancia que tenía Qenqo en la religión inca causó que fuera severamente dañado durante la conquista española. Sin embargo, gracias a los registros históricos de la época, podemos formarnos una buena idea de la importancia de Qenqo en la época inca.

Este hermoso lugar arqueológico sigue atrayendo a arqueólogos y turistas por igual, casi 700 años después de su construcción. Veamos por qué este templo sigue siendo importante para los cusqueños incluso en el siglo XXI.

Historia

La palabra “Qenqo” proviene del quechua, y puede traducirse como “zig-zag” o “laberinto”. En este lugar arqueológico se encuentran varios pasajes estrechos tallados con esmero en la piedra. Según los incas, el cruzarlos era símbolo del camino entre el mundo de los vivos y el mundo bajo tierra de los muertos. Al visitar este lugar, sentirá que atraviesa un pequeño laberinto a través de la roca.

También es posible que este nombre se deba al tallado en forma de zig zag en la parte superior del monolito. Estos pequeños canales eran parte importante del culto inca. Según la tradición, los Incas realizaban rituales derramando en estos agua, chicha o incluso sangre. 

Los incas tenían por costumbre ofrecer sacrificios a sus dioses. Aunque solían ofrecerse llamas o alpacas, en algunos casos llegaron a sacrificar humanos en el interior de Qenqo. Al interior de la cámara subterránea se halla una roca tallada en forma de mesa, que es probable que se usara como sitio de sacrificios.

Al interior de Qenqo se encuentran tallados tres animales muy importantes para la religión andina: el cóndor, el puma y la serpiente. Estos animales eran un símbolo de la forma de ver el mundo que tenían los incas. 

Acerca del sitio arqueológico

Qenqo fue construido sobre el cerro Socorro, a unos 4 kilómetros del Cusco. Está ubicado a unos pocos metros del complejo arqueológico de Sacsayhuamán. Durante la época de la conquista española, parte de Qenqo fue destruida en un intento de erradicar la idolatría inca. Pero ya que este templo estaba tallado en piedra, buena parte de la estructura se conservó a lo largo del tiempo. 

Al visitar este centro arqueológico, podrá distinguir los siguientes lugares:

• Anfiteatro y piedra tallada: A la entrada del sitio arqueológico se encuentra una plataforma de 55 metros de longitud, en forma de media luna. Alrededor de esta plataforma, se encuentra parte de un muro de piedra tallada con estructuras similares a asientos. Es posible que estos asientos tallados en piedra fueran diseñados para los nobles que acudían a rendir culto al sol. 

Por otro lado, es posible que este muro fuera parte de una estructura más grande. Esta rodeaba un enorme bloque de piedra en el centro de la plataforma, que debió estar tallado como un animal sagrado. Lamentablemente, hoy sólo queda parte del bloque de piedra, y su función original sigue siendo un misterio.

• Cámara de sacrificios: Dentro de la misma piedra, los incas tallaron una cámara con nichos, paredes y una mesa de sacrificio. En el interior de estas galerías subterráneas, los sacerdotes incas ofrecían sacrificios humanos y animales. Por otro lado, esta cámara, al estar bajo tierra, era símbolo de la entrada al mundo de los muertos. 

De acuerdo con la tradición, en el interior de esta cámara también se embalsamaba a los nobles incas. Es posible que las bajas temperaturas en su interior hicieran más fácil esta tarea. Tristemente, la función exacta de esta cámara sigue siendo un misterio.

• Canales labrados en zig zag: En la parte superior de Qenqo, en la cima de la formación rocosa, se encuentra una hendidura tallada en la piedra. Saliendo de esta hendidura que baja un canal tallado forma de zigzag. 

De acuerdo con las crónicas de la época, los Incas realizaban un ritual usando estos canales labrados. Se cuenta que adoraban a los dioses incas ofreciendo chicha de jora (bebida alcohólica a base de maíz), sangre animal e incluso humana. Esta se derramaba en la hendidura, y al fluir por los canales, se podía adivinar la voluntad de los dioses.

• Intihuatana: Esta palabra quechua significa “lugar donde se ata el sol”. Este tipo de estructura se encuentra en muchos otros lugares Incas, como Ollantaytambo y Machu Picchu. Se usaba como un observatorio astronómico, que permitía a los Incas llevar cuenta de las estaciones. También era un punto en el que se adoraba al sol, la luna y las estrellas.

¿Cómo llegar a Qenqo?

Este santuario Inca se ubica a unos pocos kilómetros de la ciudad de Cusco. Es posible llegar en transporte público, en un taxi e incluso caminando desde la plaza de Armas. 

Si desea caminar, le llevará unos 50 minutos llegar desde la plaza de Armas. También puede tomar un taxi desde su hotel, el costo promedio está entre los 10 y 15 soles. Ahora bien, la mejor opción para visitar Qenqo es con la ayuda de un guía oficial.

Los sitios arqueológicos en Cusco tienen bastantes detalles que no se pueden leer en una guía de viaje. Nuestros expertos en Viajes Machu Picchu operan todos los días el City Tour, que incluye una visita guiada a Qenqo, transporte y las entradas a cada sitio arqueológico. ¡No se pierda esta oportunidad única de explorar esta joya de la cultura inca!

Sobre el sitio arqueológico

• Entrada: El ingreso se incluye en el Boleto Turístico General. El precio es de S/. 130.00 para adultos o S/. 70.00 para niños y estudiantes. 

También es posible comprar un Boleto Turístico Parcial para visitar sólo Qenqo y las ruinas cercanas. El precio es de S/. 70.00 para adultos o S/. 40.00 para niños y estudiantes. Tenga en cuenta que este boleto sólo tiene una duración de un día. 

• Horario de atención: Lunes a Domingo de 7:00 am a 5:30 pm